Paradigmas

Paradigmas

En México hay fuertes paradigmas negativos sobre la bolsa de valores por dos razones principales:

1.-Falta de Alineación de Intereses.

Como Warren Buffet dice; el problema es la falta de alineación de intereses que existe entre los asesores de inversión y sus clientes. El ingreso de la mayoría de los asesores proviene de un porcentaje fijo que cobran sobre la cantidad de activos que manejan, entre mas activos manejen en cartera mas ganan. Los asesores y fondos de inversión hoy en día están en el negocio enfocados a por crecer la cantidad de activos que manejan, cuando deberían ser recompensados solo cuando superan a los índices que replican al mercado.

Es decepcionante que muchos bancos, casas de bolsa y asesores midan y presuman su rentabilidad con base en el tamaño de cartera que tienen ya que generalmente cobran una cuota anual de administración proporcional a la cantidad de capital que manejan, entre mas crece su cartera mas ganan. En estas situaciones el asesor gana, aunque el cliente pierda, lo que ocasiona que el asesor dedique su tiempo y esfuerzo para crecer su cartera, cuando debería concentrarse en generar el mejor rendimiento posible a sus inversionistas y superar al mercado. ¿Después de todo si el asesor no supera al mercado, para que le pagas? Si el asesor o la casa de bolsa no tiene la capacidad de superar al mercado, es mejor y mas barato comprar un "ETF", el cual es un vehículo de inversión que replica el rendimiento del mercado a un costo menor.

Además de cobrar un porcentaje anual por manejo de capital, generalmente el asesor o la casa de bolsa también gana comisión por cada transacción, por lo tanto lo mas probable es que hagan operaciones de compra y venta todos los días, para poder generar un ingreso constante.. el problema es que la comisión se cobra aun y cuando dicha transacción genera perdidas al cliente.

Y hay otro problema, el asesor no siempre come lo que cocina, rara vez invierte su propio patrimonio en donde mismo que sus clientes, logicamente si el asesor esta recomendando una oportunidad de inversión, lo mas congruente seria que el también invirtiera. Para tener una alineación de intereses optima entre tu relación con el asesor o casa de bolsa, estos últimos deben cobrarte con base en resultados, solamente cuando tu ganas, e invertir en donde mismo que tu.

2. Falta de cultura financiera.

México es un país con una cultura de inversión muy baja o casi nula. Es increíble que muchos mexicanos tomen la decisión de escoger a su asesor financiero mas rápido que a un "shampoo" en el super, y accedan a invertir su patrimonio, patrimonio que quizá obtuvieron con 20 0 30 años de trabajo duro, sin antes cuestionar y reflexionar, que intereses tiene el asesor, en donde y bajo que cláusulas será invertido su patrimonio. En algunos casos los asesores, solo compran fondos, los cuales contienen una mezcla de acciones y deuda, que ya están estructurados a nivel sistema por la casa de bolsa o banco donde trabajan. Consecuentemente en estos casos los asesores no entienden o quizá ni siquiera conocen en cuales compañías están invirtiendo el dinero de sus clientes, y como bien sabemos la ignorancia tiene un costo muy alto. ¿como puedes tomar una decisión de compra a ciegas? Cuando has comprado algo sin antes preguntar ¿cuanto cuesta?. Sin duda es indispensable que tu asesor tenga un conocimiento profundo de donde esta alocando tu patrimonio y ademas tenga la capacidad y tiempo de explicarte el porque te recomienda invertirlo ahí.

Esta falta de cultura financiera y alineación de intereses le ha costado a muchos inversionistas mexicanos miles de millones de pesos en las ultimas décadas, y ha causado fuertes paradigmas contra la bolsa de valores, haciéndola ver como un casino donde la mayoría de la gente pierde dinero. La realidad es que mucha gente si pierde dinero, pero el dinero no desaparece, solo cambia de manos. Cambia hacia la mano mas informada e inteligente, la mano que entiende y visualiza a la bolsa como un vehículo que te da la oportunidad de ser inversionista en miles de compañías, y sabe que tiene la libertad de participar como inversionista solo en aquellas que considere las mas atractivas. Sabe que si nunca paga un sobre precio y esta dispuesta a invertir a largo plazo de manera consistente, probablemente le vaya muy bien.

 


 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*